• Cicloturismo

De Pavía a Abbiategrasso

Las aguas del Ticino, los canales y los arrozales modelan un paisaje de geometría fluida que también encantó a un cierto estudiante. Genial

Dónde
Pavía
Infopoint
Infopoint Pavia Broletto
Via del Comune, 18
+39 0382399790

Pavía, pequeña capital de arte y cultura, presume de viejos vínculos en tema de bicicleta: en mayo de 1869 tuvo lugar la primera carrera ciclística nacional.

Organizaron la carrera ciclistas milaneses a los que un decreto del prefecto les había prohibido organizar competiciones en Milán. También nos gusta imaginar que aquí, algunos decenios después, a lo largo de la orilla del río Ticino, pedaleaba un jovencísimo Albert Einstein.

Tenía dieciséis años, en la primavera de 1895, cuando su familia se mudó durante una breve época a Pavía, donde el padre había abierto una fábrica de electromecánica. Del futuro premio Nobel sabemos que en esa época se divertía, saliendo de Casa Cornazzani donde también había vivido Ugo Foscolo, a nadar en el río y a dar paseos hacia las colinas de la otra orilla del Po. No tenemos certezas sobre excursiones en bicicleta, pero años después, inmortalizado en la célebre foto sobre el sillín por las calles del campus californiano de Pasadena, admitió que sus mejores intuiciones las había tenido pedaleando.

Se sale del Puente Cubierto de Pavía que conecta el casco antiguo con Borgo Ticino, dirigiéndonos hacia Abbiategrasso. Corred por la cresta de la orilla, que casi cuelga entre río y llanura de inundación, campos y casas rurales. Tras los amplios meandros del Ticino, entre acequias que parecen ríos en miniatura y nidos de los que se elevan garzas blancas y grises, el camino deja la vista del río y, después del cruce del Mulino de Limido, llega a Zerbolò. Paraos a mirar hacia arriba: a la salida del pueblo hay una farola en la que desde hace años hay un gran nido, en el que vive, de marzo a septiembre, una pareja de cigüeñas.

Después de Zerbolò, pasaremos al lado del pueblo de Parasacco para dirigiros de nuevo hacia el Ticino. Os espera entre grandes playas de grava el fascinante puente de las Barcas Bereguardo. Chirriante bajo las ruedas de la bici, éste es uno de los últimos ejemplos de puente de barcazas de cemento, inicialmente de madera, dedicadas, flotando, a marcar el nivel del agua. Los amantes de la mountain bike pueden recorrer el tramo hasta el puente siguiendo un sendero de 20 kilómetros aproximadamente, bien trazado. Después del puente, se supera el único corto y ligero desnivel de la ruta y, tras un largo rectilíneo en falso llano, flanqueando los chopos monumentales, se llega a Bereguardo.

Aquí nos dejamos a las espaldas el Castillo de Visconti y tomamos el camino de sirga del Naviglio de Bereguardo, 20 kilómetros principalmente en recta al lado del canal construido en el siglo XVI para conectar el Naviglio Grande de Milán con el Ticino y éste último con el Po y el mar. Durante cuatro siglos importante vía de agua comercial para el transporte de mercancías, el Naviglio de Bereguardo se redujo, tras la construcción del Naviglio Pavese, a la función de canal de irrigación. La ciclovía, bien conservada, roza cuencas, esclusas con saltos de agua, puentes arqueados de piedra y pequeños embarcaderos.

Una vez superada la indicación para Cascina Perdono, una desviación a la izquierda lleva al pueblo de Morimondo, con la Abadía fundada en 1136 por los cistercienses. Volviendo a retomar el camino de sirga, en poco más de 4 kilómetros se llega a Castelletto di Abbiategrasso donde el Naviglio de Bereguardo toma sus aguas del Naviglio Grande.

Abbiategrasso nos lleva a visitar la Basílica de Santa María Nueva, cuyo vestíbulo en la fachada, incompleto, se atribuye a Bramante; pero también a recuperar azúcares: en el casco antiguo os esperan buenas pastelerías. 

-

En el día
Dificultad: para todos 
Distancia: 41 km
Desnivel: 50 m
Carreteras: 100% asfaltada
Bici: de turismo con cambio y de carreras 
Cuándo: de marzo a octubre
Estado de ánimo: fluido
 

Llévame aquí: De Pavía a Abbiategrasso

Lugares

Puente Cubierto de Pavía

Uno de los símbolos de Pavía, el Puente Cubierto regala románticos paseos con una visión del Ticino que huye hacia el campo.
  • Arte y cultura
Puente Cubierto de Pavía
43 mt

Duomo de Pavia

  • Turismo religioso
Duomo de Pavia
346 mt

Teatro Fraschini

  • Arte y cultura
Teatro Fraschini
796 mt

Jardin botanico de la universidad de pavia

  • Active & green
Jardín botánico de la Universidad de Pavia
895 mt

Castello Visconteo Pavia

  • Arte y cultura
Castello Visconteo di Pavia
1.09 km

Museo Arqueologico y Sala Longobarda

  • Arte y cultura
Museo Arqueológico y Sala Longobarda
1.09 km

Università di Pavia

  • Arte y cultura
Università di Pavia
1.86 km

La Certosa de Pavia

  • Turismo religioso
La Certosa de Pavia
8.5 km